que llevar en la mochila al camino de santiago

qué llevar en la mochila al Camino de Santiago?

Una de las preguntas más frecuentes que se hacen los que emprenden el Camino de Santiago es qué llevar en la mochila al camino? La respuesta no es sencilla ya que la mochila de un peregrino debe contener lo imprescindible para llevar a cabo el camino con la mayor comodidad posible. Y cómo sabemos qué es lo imprescindible?

Tamaño y peso

En primer lugar, es importante destacar que no existe un tamaño ni peso mínimo de la mochila. El tamaño de la mochila puede variar en función de la estatura y características del peregrino, sin embargo es recomendable que en conjunto no supere los 7 kilos. Esto es importante ya que el exceso de peso puede provocar dolores y lesiones en el peregrino. Es recomendable que tenga bolsillos múltiples para guardar lo imprescindible. Se recomienda elegir una que esté hecha de materiales resistentes y duraderos para que el equipo esté protegido de la lluvia, por ejemplo.

qué llevar en la mochila?

Por otro lado, la mochila debe contener al menos lo siguiente: 2 mudas de ropa para los cambios diarios, camisetas técnicas y pantalón transpirable para las etapas de montaña, calzado adecuado, gorro, gafas de sol, bastón de senderismo, una cantimplora, impermeable, un equipo de primeros auxilios con medicamentos recomendados para el viaje, un teléfono móvil (idealmente con una tarjeta SIM internacional para quien venga de fuera) y la credencial de peregrino.

Imprescindibles en la mochila peregrina

Además es imprescindible contar con una linterna, una tarjeta de crédito de emergencia, una funda o saco de dormir, una funda de almohada, vaselina, un ladrón o cargador múltiple, un neceser con los elementos esenciales de aseo personal, un cargador solar, ibuprofeno, una navaja,…

También puedes leerte nuestro artículo de los 8 elementos imprescindibles en la mochila del peregrino.

Aunque llevar cosas extras no siempre es importante, no recomendamos llevar libros, cámaras, ordenadores portátiles, etc. Estos elementos tan solo añaden peso sin aportar nada esencial. Si el peregrino desea añadir alguno de estos objetos a su mochila, debe hacerlo con sabiduría. No hagas como nosotros que cargamos en una ocasión con un equipo fotográfico de 2 kilos y nos arrepentimos horrores.

En conclusión, es importante considerar qué llevar en la mochila al Camino y cuánto debe pesar la mochila. Los peregrinos deben tener mucho cuidado al elegir los equipos, incluso los pequeños, cuidando de no exceder los 7 kilos de equipaje.  Además, algunos artículos como botellas de agua o alimentos tipo snack también suman peso a la mochila.

En conclusión, la mochila de un peregrino debe contener lo imprescindible para llevar a cabo el camino con seguridad y comodidad. Debe tener un peso máximo y contener al menos los objetos mencionados en este artículo. Además de estos elementos básicos, el peregrino puede añadir objetos auxiliares pero debe tener especial cuidado de no cargar con objetos superfluos. La mochila de un peregrino del Camino de Santiago debe ser lo suficientemente ligera para permitirle disfrutar plenamente de su viaje y experimentar la aventura con el máximo de comodidad.

Y no olvides que si te pasas de peso siempre puedes hacer el traslado de mochilas con Correos